Ullua

0

EL DINERO ES COBARDE: ANTE LA INCERTIDUMBRE MUNDIAL, EL ORO SE VALORIZA

Admin 30 agosto, 2017

Según dicen, el dinero es cobarde. Por ello, quienes lo tienen, en momentos donde la duda y la incertidumbre van en ascenso, buscan de manera innata refugiarlo. Quienes tenemos ya unos años en el mercado financiero sabemos que el dinero y el flujo nunca desaparecen. De hecho, reconocemos que siempre hacia algún lado se dirigen; dependerá de la confianza de los participantes, es decir, de quienes lo tienen o quienes lo manejan, la mayor o menor aversión al riesgo.

Es por ello que así como el mercado de acciones es bien visto generalmente por aquellos participantes que buscan mayor exposición y retornos como un mercado de riesgo, principalmente por la volatilidad asociada a dicho mercado, también existen otros instrumentos, como el mercado de bonos, que suelen ser referenciales en momentos donde la confianza decae y donde los participantes, más allá de buscar un retorno del dinero por lo que pueda pagar uno u otro bono, lo que muchas veces buscan es refugio de capital.

De igual modo, podemos decir que, históricamente, según sea el comportamiento del dólar estadounidense con respecto al resto de las monedas duras del mundo, como euro, libra o yen, principalmente cuando este se debilita frente al resto de los cruces, el oro ha sido por excelencia un mercado de refugio y el commodity ha tendido a revaluarse.

Según parece, esta vez no será la excepción. De hecho, en notas previas hemos advertido que el cambio de ciclo de alcista a bajista para el dólar estadounidense en el mundo traía consigo una posible apreciación de los metales preciosos, principalmente oro y plata. Ver nota del mes de enero pasado: “Metales preciosos, un atractivo de inversión para el 2017”, al igual que la nota de abril pasado: “El oro y la plata mantienen atractivo de inversión”.

Hoy podemos advertir que nuestra lectura analítica de comienzos de año era correcta, dado que, en lo que va del presente año 2017, el precio del oro ha logrado escalar un 15% en su valor; alcanzó actualmente el máximo nivel de recuperación desde noviembre del pasado año 2016.

Sin lugar a dudas que el nerviosismo por lo que pueda pasar con el lanzamiento de misiles por parte de Corea del Norte es una excusa suficiente para que esta tendencia de recuperación del precio de activos de refugio como el oro se acentúe. Sin embargo, lo que queremos advertir desde esta columna es que este avance del precio del metal no se trata de un movimiento de carácter temporal, sino que es una tendencia que viene mostrando ya desde comienzos de año; el principal fundamento que la mueve es sin lugar a dudas la caída del dólar en lo que va del presente año.

Quizás el motivo por el cual el avance se ha acentuado en las últimas semanas ha sido el ingreso de flujo especulativo asociado a todas las dudas y la incertidumbre que reinan en el mercado. De hecho, los fondos especulativos han pasado de traer una posición neta compradora de 50 mil contratos a tener actualmente una posición neta compradora de más de 200 mil contratos, con un interés abierto que, por su parte, ya alcanza los 550 mil contratos; es justamente el nivel más alto de exposición desde noviembre del pasado año 2016.

oroa

En definitiva, lo que muestra el accionar desarrollado por este mercado es que este avance de precio tiene todas las condiciones para continuar hacia las próximas semanas e incluso los próximos meses, en un inicio intentando regresar hacia los máximos de recuperación del año 2016, en torno a los 1.360-1.380 dólares por onza. Más tarde buscando objetivos más ambiciosos hacia adelante, en torno a los 1.480-1.500 dólares por onza; área esta última donde el metal lograría recortar al 50% las pérdidas sufridas en el bear market desarrollado entre el año 2011 y el mínimo del año 2015.

Vale recordar que, cuando, en el año 2016, el precio del oro testaba instancias de 1.380 dólares por onza, la exposición compradora de los fondos había llegado a superar los 300 mil contratos netos y el interés abierto alcanzaba los 650 mil contratos, con lo cual inferimos que aún hay flujo por ingresar a este mercado y cualquier detonante de tensión geopolítica, como lo que ocurre con Corea del Norte, puede ser una excelente excusa para que este avance del metal continúe acentuándose y los objetivos arriba propuestos puedan ser finalmente alcanzados hacia las próximas semanas o los próximos meses.

Actualmente, sólo en caso de que tengamos debilidades de precio del oro que regresen por debajo de la zona de 1.300-1.270 dólares por onza, nuestro optimismo actual quedará comprometido y nos veremos obligados de asumir un escenario de recorte mayor hacia adelante.

Comments are closed.

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!