Ullua

0

¿LA BOLSA ARGENTINA CONFÍA EN EL SEGUNDO SEMESTRE?

Admin 6 julio, 2016

Finalizó el primer semestre del año 2016 y podemos decir que la Bolsa argentina ha cumplido, ya que durante este período nos ha entregado una ganancia del 25% en términos de pesos y del 8% en términos de dólares. Quizás el rendimiento logrado puede resultar llamativo, ya que en general no fue un semestre de “apetito bolsero” por parte del inversor, que en gran parte prefirió evadir la volatilidad y aprovechar el alto nivel de tasas que se llegaron a pagar por las Lebac. Aun así, el mercado se las arregló para sacar adelante el primer semestre y convertirse una vez más en las mejores alternativas de inversión.

Es cierto que durante todo este período se ha observado cierta selectividad en el comportamiento de las acciones, es decir, que no todas han logrado los rendimientos arrojados por el índice. Quizás la fuerte recuperación que ha tenido la acción de Petrobras Brasil, que en el semestre arrojó una utilidad cercana al 80% y el buen desempeño de acciones como Pampa y también del sector bancario, donde se concentra la mayor ponderación en la cartera de acciones que componen el índice, explica de algún modo el interesante rendimiento alcanzado por este durante el período.

Lo concreto es que hoy nos encontramos con un índice Merval en pesos navegando en máximos históricos por encima de los 15 mil puntos y un índice Merval en dólares que regresa a la histórica resistencia, dada por los 900-1.050 dólares; área que ha sido reconocida en varias oportunidades y lleva 24 años sin ser superada.

Creemos que en esta ocasión están dadas las condiciones para que finalmente el mercado pueda superar este escollo histórico y así continuar su bull market en desarrollo desde el piso en dólares del año 2002, lo que avalaría en tal caso expectativas de un segundo semestre del 2016 que comenzaría a entregar señales favorables para la economía argentina hacia adelante.

merval dol

Actualmente, un quiebre alcista de los 1.000-1.050 dólares de Merval liberaría el camino para que el índice pueda crecer, al menos entre un 25%-30% adicionalmente en términos de dólares hacia finales del presente año o comienzos del próximo año 2017, y así buscar objetivos bastante ambiciosos, que van en los 1.300-1.400 dólares de Merval.

Lo interesante es que si este quiebre alcista del Merval en dólares se materializara, dado que el accionar del tipo de cambio sería un factor relevante, inferiríamos que podríamos ingresar, durante los próximos seis meses al menos, en un período en el que el dólar no tendría una escalada alcista de relevancia adicional desde los niveles actuales, y que el ingreso y el aumento de flujo al mercado podría ser un factor clave. ¿Será así?

Lo que haga Wall Street también será importante
En columnas previas (“La Bolsa argentina y Wall Street, un solo corazón”), advertimos lo interesante de la correlación que en el último año y medio había tomado el índice Merval en dólares de la Bolsa argentina con respecto al comportamiento del principal índice estadounidense Dow Jones.

Si bien el recorte propuesto en dicha oportunidad para ambos mercados no se ha desarrollado en la magnitud esperada, ya que, por cierto, ha sido menor, resulta interesante destacar cómo una vez más el índice Dow Jones de la Bolsa estadounidense y el índice Merval en dólares de la Bolsa argentina se encuentran enfrentando zonas de máximos históricos. Ello a pesar de Grecia, a pesar de una posible suba de tasas en Estados Unidos, a pesar de China, a pesar del Brexit.

En este sentido, ya el quiebre del escollo de 1.000-1.050 dólares por parte del Merval no sería lo mismo si el índice Dow Jones lograra también superar la zona de máximos históricos en los 18.000-18.350 puntos. Creemos, entonces, que una forma de corroborar el quiebre técnico de Merval y así proyectar el movimiento de alza mayor hacia los 1.300-1.400 dólares de Merval sería también observando que el índice Dow Jones consigue del mismo modo superar máximos históricos, filtrar el negativismo acumulado en el último año y medio por diferentes sucesos antes mencionados, y liberar así el avance hacia objetivos que venimos proyectando en columnas previas, superiores a los veinte mil puntos.

Si se obtiene esta confirmación técnica al alza en los próximos días, el mercado podría ingresar en una fase emocional de positivismo hacia los próximos meses, con lo cual no será tarea del inversor entender los motivos del avance, sino simplemente acompañar la corriente, obviamente siempre priorizando la gestión de capital.

Leave a Comment

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!