Ullua

0

BUENAS EXPECTATIVAS TÉCNICAS PARA EL PRECIO DE LA SOJA

Admin 30 noviembre, 2016

A pesar de haber sido una semana operativa cortada, debido al feriado de Estados Unidos por el día de acción de gracias, la soja ha logrado escalar poco más de 5,0% en el mercado de Chicago, para ubicarse en instancias de 384,5 dólares por tonelada, nivel que representa la máxima recuperación de la oleaginosa a partir del piso conseguido a finales de septiembre pasado.

Lo interesante de este accionar alcista desarrollado por el precio del commodity es que se ha dado en medio de un contexto fundamental más bien bajista, principalmente por la súper cosecha que logra Estados Unidos en la presente campaña y en un contexto internacional donde el dólar se fortalece frente a los principales cruces del mundo. Es esta una tendencia que incluso podría acentuarse en las próximas semanas, ante las expectativas de un incremento en la tasa de interés de referencia por parte de la Reserva Federal en Estados Unidos.

El hecho de que este aumento en el precio de la soja logre materializarse en medio de un contexto bajista del lado fundamental termina siendo un evento más que ponderado del lado del análisis técnico, lo que da clara respuesta de que la fuerza vendedora en el commodity se encuentra disminuida, aun cuando el segmento especulativo permanece del lado comprador neto.

Por otra parte, con el avance de precio de la última semana para la soja, se ha observado un fuerte incremento del interés abierto en el commodity, que pasó de instancias de 620 mil contratos abiertos a niveles de 700 mil contratos abiertos. Este incremento de casi un 13% en el interés abierto, con precio del activo subiendo, debe entenderse como ingreso de flujo comprador al mercado, lo que motiva a pensar que esta tendencia podría continuar extendiéndose hacia adelante.

spoya

En este sentido, creemos que técnicamente están dadas las condiciones para que el avance en curso para el precio de la soja pueda continuar, buscando llevar los precios en el corto plazo hacia la zona de 390-400 dólares, donde el avance actual enfrenta importantes retrocesos de Fibonacci definidos por la baja previa desde los máximo del mes de junio e incluso hacia niveles de 410 dólares, por donde pasa actualmente el promedio móvil de 200 meses, que supo contener con total firmeza el avance del primer semestre del año para la soja en instancias de 430-435 dólares por tonelada.

Más tarde, un quiebre alcista de esos escollos será necesario para la liberación de avances más importantes y ambiciosos en los próximos meses, capaces de regresar los precios hacia la zona de máximos de mediado de año, en los 430-435 dólares, e incluso con posibilidades de buscar niveles superiores a los 450 dólares por tonelada. Ello sería como extensión al proceso de recuperación mayor a todo el bear market desarrollado por este mercado entre el año 2012 y el año 2015.

En relación con lo proyectado, recortes eventuales que puedan darse desde los niveles actuales para el commodity deberían considerarse de carácter menor y con soporte en la zona de 370-360 dólares, para que luego el avance mayor favorecido continúe su curso y los objetivos arriba propuestos puedan ser finalmente buscados.

Solamente en caso de que tengamos reversiones bajistas inmediatas para el precio de la soja que terminen por perforar la zona de soporte mencionada, nuestro optimismo actual se verá comprometido y el commodity quedará nuevamente vulnerable, al menos para regresar hacia instancias de mínimos de septiembre y octubre pasado en los 345-340 dólares por tonelada.

SOJA LOCAL

Tomando en consideración las expectativas técnicas propuestas para el precio de la oleaginosa en el mercado de Chicago, obviamente debemos decir que se trasladan para la soja local.

En efecto, tomando el contrato de futuro a cosecha, con vencimiento mayo de 2017, podemos ver que, desde los mínimos conseguidos en los 250 dólares por tonelada, hacia el pasado mes de septiembre, se ha habilitado una recuperación en el precio que alcanzó en la última semana niveles máximos de 263,5 dólares. Las expectativas técnicas se inclinan por un desarrollo alcista mayor de este contrato en las próximas semanas, que debería llevar los precios hacia un objetivo inicial de 280 dólares y más tarde a instancias superiores, en torno a los 295-300 dólares. Ello como recuperación parcial mayor a todo el trayecto bajista desarrollado desde los máximos de junio pasado.

Solamente con caídas inmediatas en el precio por debajo de los 255-250 dólares, nuestro optimismo actual quedará comprometido y en tal caso el commodity quedaría nuevamente vulnerable, lo que obligaría a tomar cobertura.

Leave a Comment

Login to your account

Can't remember your Password ?

Register for this site!